Comenzó a operar la Bolsa de Valores de Beijing, centrada en las PyMEs de alta tecnología
Foto: Xinhua
El lunes comenzó a operar la nueva Bolsa de Valores de Beijing, que se suma a las de Shanghái, Shenzhen y Hong Kong. El apoyo financiero a las pequeñas y medianas empresas de alta tecnología está entre las prioridades de la nueva plaza financiera, que algunos analistas la denominan como la “NASDAQ de China”.

El lunes 15 de septiembre comenzó a operar la Bolsa de Valores de Beijing (BSE, por sus siglas en inglés), que se suma a las tres grandes Bolsas de Valores existentes en China, la de Hong Kong (fundada en 1891, cuando la isla aún estaba bajo dominio colonial británico) y las de Shanghái y de Shenzhen  (establecidas en noviembre y diciembre de 1990 respectivamente).

El anuncio oficial de la creación de la nueva Bolsa de Valores había sido realizado hace dos meses atrás, en septiembre de 2021, por lo que su inauguración representó un rápido despliegue para su puesta en funcionamiento. De la inauguración formaron parte un primer grupo de 81 empresas, de las cuales diez fueron recientemente aprobadas y 71 fueron transferidas del grupo seleccionado del Sistema Nacional de Intercambio y Cotización de Valores de China, según informó la agencia estatal de noticias Xinhua. El portal Global Times, por su parte, afirmó que se espera que la lista de empresas que operan en la Bolsa de Beijing crezca a más de 100 antes de fin de año.

De la ceremonia de apertura participaron el presidente de la Comisión Reguladora de Valores de China, Yi Huiman, y el presidente del Partido Comunista de Beijing, Cai Qi. Yi señaló que el lanzamiento de la BSE representaba “otro hito en la reforma y desarrollo del mercado de capitales de China” ya que la misma permitiría “aumentar el apoyo financiero para las pequeñas y medianas empresas (PyME) e impulsar el desarrollo a partir de la innovación, el reequilibrio y la mejora de la economía.”

Fuente: Xinhua.

El primer día de operaciones de la Bolsa, a su vez, resultó sumamente positivo para las empresas que operaron en ella, ya que sus acciones subieron en promedio más del 60%, mientras que las que más crecieron lo hicieron en casi un 500% Una de las empresas destacadas fue Tongxin Transmission, un fabricante de ejes de dirección para automóviles con sede en la provincia de Henan, la cual lideró la subida con un crecimiento de hasta 537,47% en un solo día.

El director gerente de China Securities, Li Xudong, señaló asimismo que el 87% de las empresas que operan en la Bolsa de Beijing provienen de campos como la manufactura avanzada, los servicios de alta tecnología y las industrias emergentes estratégicas, con un gasto promedio en investigación y desarrollo que supera los 3,97 millones de dólares.

Yi apuntó a la mejora del apoyo financiero para las pequeñas y medianas empresas como un objetivo prioritario de la nueva Bolsa de Valores de Beijing. Según afirmó, más del 95% de las empresas de China son consideradas PyMEs, las cuales son importantes generadoras de empleo en el país y una parte importante de su economía real. Xu Ming, presidente de la nueva bolsa, dijo en su discurso que el número de PyMEs centradas en la ciencia y la tecnología supera las 220.000 empresas. Debido a esto, Liu Ping’an, presidente de GGR Capital, señaló que la Bolsa de Valores de Beijing podría convertirse rápidamente en el “NASDAQ de China”.